Pages Menu
TwitterRssFacebook
Categories Menu

Párroco in solidum para la Victoria y S. Lázaro

El Sr. Obispo ha nombrado a los sacerdotes diocesanos Antonio Coronado Morón y Guillermo Tejero Moya párroco in solidum de las parroquias Santa Mª de la Victoria y La Merced y San Lázaro.

Coronado Morón

El sacerdote Antonio Coronado Morón nació el 30 de septiembre 1971.  Fue ordenado sacerdote en Málaga el 7 de septiembre de 1996. Del 9 de septiembre de 1996 al 30 de agosto de 1997 fue vicario parroquial de Archidona-Estación. Desde el 30 de agosto de 1997 al 30 de agosto de 2003 fue párroco de Almargen y vicario parroquial de Campillos.

También ha sido párroco de Sierra Yeguas desde el 29 de septiembre de 1998 hasta el 1 de septiembre de 2002. Desde esa fecha hasta el 13 de julio de 2010 fue párroco de Santa Inés en Málaga.  Una vez finalizado este servicio pastoral marchó a estudiar la Licenciatura de Derecho Canónico en la Pontificia Universidad Gregoriana de Roma.

En la actualidad compatibiliza las tareas de Párroco de Ntra. Sra. del Pilar de Málaga, Delegado de Hermandades y Cofradías y Juez Diocesano del Venerable Tribunal Eclesiástico. Asimismo es miembro nato del Consejo Pastoral Diocesano y como vicario formará parte del Consejo de Presbítero.

Tejero Moya

Por su parte, el presbítero Guillermo Tejero Moya nació el 4 de diciembre de 1977 y fue ordenado sacerdote el 15 de marzo de 2003. Desde el 1 de septiembre de 2003 hasta el 21 de julio de 2006, fue párroco de Cuevas de San Marcos y Cuevas Bajas. Marchó a Roma el 9 de septiembre de ese mismo año para estudiar Teología Moral en la Pontificia Universidad Gregoriana de Roma. A su regreso en junio de 2008 fue nombrado  párroco de San Miguel de Torremolinos.

El Sr. Obispo le nombró arcipreste del arciprestazgo de Fuengirola-Torremolinos el 17 de diciembre de 2009, oficio que viene desempeñando desde entonces. Es profesor del Instituto Superior de Ciencias Religiosas y del Seminario Diocesano de Málaga, así como miembro del Patronato de la Fundación Lux Mundi. Y por razón del cargo, miembro a raíz de su nombramiento del Consejo de Presbiterio.

Ampliar noticia.